¿Dónde está… Kizito Musampa?

Por Ander Barroso.-

Nacido en Kinshasa, la tercera ciudad más poblada de África por detrás de Lagos y El Cairo, Kizito Musampa es uno de los pocos futbolistas que han emigrado al fútbol español procedentes de la Republica de Congo en la última década. A sus 33 años, el centrocampista con pasaporte holandés se encuentra sin equipo, tras su estancia en el Metz francés.

Su carrera tenía mucho futuro en sus inicios en el Ajax. Sin embargo, en Amsterdam no terminó de hacerse un sitio y probó suerte en el Girondins de Burdeos, con vistas puestas al Mundial de Francia que se iba a disputar en el mes de junio. Pese a ser un futbolista eléctrico y con mucha casta, nunca llegó a la absoluta y sus dos años en las tierras galas no fueron demasiado positivos.

Entonces apareció el Málaga. Allí formó parte de aquel equipo histórico que disputó la Copa de la UEFA, en el que estaban otros ilustres como Dely Valdés o Dario Silva. Tras despuntar en el cuadro andaluz, el Atlético le dio la oportunidad de su vida, previo pago de 3 ‘kilos’ a la entidad malaguista, pero en el Manzanares, pese a cuajar un gran inicio, no brilló y acabó siendo cedido al Manchester City.

Con los ‘Citizens’ amplió su cesión un año más del pactado. En el City siguió calentando banquillo y echando a perder años de su carrera. Pasó con más pena que gloria por la Premier y en 2007 fichó por el Trabsnzospor. Estaba condenado al ostracismo y las cosas no fueron a mejor en su periplo turco.

Decidió regresar al lugar que le vio nacer, la Eredivisie. Primero probó con el AZ, pero sólo duro dos meses. Más tarde lo intentó en el Willem, con el que se vio un pequeño atisbo de mejoría, que no tardó en desaparecer. En sus últimos años había perdido parte de la velocidad que tenía y será difícil que descuelgue las botas que colgó hace año y medio.

4 pensamientos en “¿Dónde está… Kizito Musampa?

  1. Siempre me pareció un jugador muy acelerado, tanto que tendía a dejarse el balón atrás. En el Málaga dió un rendimiento aceptable, porque estaba rodeado de grandes jugadores, en el Atlético se hechó a perder como tantos otros en un equipo de gente individualista y anárquica donde cada uno iba a la suya…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s